Si entendemos nuestro centro como una institución capaz de incidir en la transformación de la sociedad, compensando las diferencias socioeconómicas  y culturales, capaz de preparar al alumnado para que se enfrente, con posibilidades de éxito, a las situaciones diversas en que se va a encontrar, nuestra actividad educativa se desarrollará atendiendo a los principios basados en la calidad, inclusivo, integrador y la exigencia. Tal y como se expresa en el preámbulo de la LOMCE  ”La escuela, y en especial la escuela pública, han encontrado su principal razón de ser en la lucha contra la inevitabilidad de las situaciones de injusticia o de degradación que han ido acaeciendo en cada momento de su historia”, “El reto de una sociedad democrática es crear las condiciones para que todos los alumnos y alumnas puedan adquirir y expresar sus talentos, en definitiva, el compromiso con una educación de calidad como soporte de la igualdad y la justicia social.”[1].

El marco de referencia y concreción queda establecido en el PROYECTO EDUCATIVO DE CENTRO. Es por ello, por lo que en términos de PRINCIPIOS, queda integrado y contextualizado en éste proyecto de dirección. Los principios y valores de responsabilidad, autoestima, competencia social, solidaridad y tolerancia tal y como se reflejan en nuestro Proyecto Educativo de Centro[2]. , se asumen en tanto no sean modificados por la propia Comunidad Educativa por la que fueron establecidos en su día.

De una forma transversal se incluyen diversas actuaciones mediante las cuales se obtiene el objetivo de transparencia en la gestión del centro,(véase la actuación 1 del objetivo B o la actuación 1 del objetivo L, etc)

 Cabe destacar algunos de ellos, como por ejemplo los siguientes:

Formación personalizada, que propicie una educación integral desarrollando las capacidades creativas y el espíritu crítico.

La efectiva igualdad de oportunidades, rechazando cualquier tipo de discriminación por razón de sexo, raza, creencias, etc.

Una metodología activa que asegure la participación del alumnado.

Formación en el respeto y defensa del medio ambiente y su relación con el Entorno.

Actividad investigadora del centro y la Evaluación de los procesos de enseñanza y aprendizaje.

Abierto a la difusión para una gestión educativa transparente.

 

[1] Preámbulo de la Ley Orgánica de 8/2013, de 10 de diciembre, LOMCE

[2] TÍTULO II: DECLARACIÓN DE PRINCIPIOS. PEC